Entrevista CCB_Biblioteca Rafael Azcona_cabecera

Entrevistamos a María Esther Felipe para conocer el proyecto “Una habitación propia”, ganador del sello CCB 2019

Entrevistamos a María Esther Felipe para conocer el proyecto “Una habitación propia”, ganador del sello CCB 2019

La Biblioteca Pública Municipal Rafael Azcona de Logroño (La Rioja) ha recibido la distinción del Sello CCB 2019, correspondiente a la categoría de bibliotecas públicas por su proyecto “Una habitación propia”, un espacio de igualdad, encuentro y sensibilización que damos a conocer a continuación con esta entrevista a María Esther Felipe, directora de esta biblioteca:

Nos gustaría que nos presentaras vuestra biblioteca y algunos datos sobre vuestra labor, funcionamiento, público al que prestáis servicio, actividades que desarrolláis, etc.

La Biblioteca Rafael Azcona fue inaugurada oficialmente el jueves 24 de octubre de 2012, coincidiendo con el Día Mundial de las Bibliotecas y el 85º aniversario del nacimiento del guionista riojano.

Una de las características más destacables de este espacio cultural es que está ubicado en el antiguo colegio Gonzalo de Berceo, una obra emblemática del arquitecto Fermín Álamo. El conjunto se completa con dos edificios modernos con la misma solución estética que se conectan entre sí y con el anterior inmueble mediante pasillos y distribuidores que dan acceso a una biblioteca muy espaciosa e iluminada con grandes posibilidades para crear espacios abiertos para la reflexión y el debate, y una oferta variada de actividades culturales y educativas dirigidas a todo tipo de público.

Actualmente cuenta con 230 puestos de lectura para personas adultas, que incluye una sala de estudio y una sala de grupos de trabajo, y 40 para niños y niñas; hemeroteca, servicio de ofimática con 31 ordenadores, y conexión a Internet vía wifi. Disponemos, además, de un salón de actos con capacidad para 154 personas, una sala de exposiciones y dos salas multiusos para realizar talleres, encuentros, proyecciones…

Formamos parte de la Red de Bibliotecas de La Rioja y participamos en la plataforma eBiblio y eFilm de préstamo y descarga legal de libros y películas digitales, respectivamente; que ahora más que nunca, nos esforzamos en potenciar y facilitar su uso.

Nuestro horario de apertura es de lunes de sábado, en horario de mañana y tarde; y abrimos 274 días al año.

El enfoque de la biblioteca hacia la promoción lectora nos lleva a ampliar nuestros horizontes más allá de los servicios bibliotecarios más tradicionales. Durante el año trabajamos activamente con los centros educativos; realizamos visitas guiadas y talleres vinculados con las exposiciones; tenemos una oferta estable de talleres y clubes de lectura infantiles y para personas adultas; y durante los últimos años hemos consolidado el proyecto de escuela de padres, “La Lectura como un acto compartido”, con el fin de profundizar sobre la buena literatura infantil y juvenil y compartir una crianza lectora. Para todo ello contamos con la colaboración de diferentes profesionales en literatura infantil y juvenil en España; y procuramos acercarnos a profesiones vinculados al mundo de la lectura, la escritura y la ilustración de nuestro entorno local y regional.

Para acercar la lectura a familias y a personas mayores de los barrios cercanos a la biblioteca, San José y Madre de Dios, colaboramos con el Proyecto de Intervención Comunitaria Intercultural (ICI), con la esperanza de que la biblioteca se convierta en un espacio público para la convivencia que facilite la inclusión de una cultura lectora para el barrio y la ciudad de Logroño a partir de un programa pedagógico de lectura compartida.

¿Cómo conocisteis la convocatoria del Sello CCB?

Conocíamos esta convocatoria por varias vías y listas de discusión biblioteca, así como el seguimiento que hacemos a la página del Consejo de Cooperación Bibliotecaria y las recomendaciones de compañeros y compañeras bibliotecarias que asistieron al IX Congreso Nacional de Bibliotecas Públicas en noviembre de 2018.

Recuérdanos, brevemente, en qué consiste el proyecto que ha resultado distinguido con el Sello CCB 2019.

Una habitación propia” es un espacio de encuentro ubicado en la planta primera de la Biblioteca Municipal Rafael Azcona, y dirigido tanto al público infantil como adulto, que invita a la lectura relajada de libros especializados en materia de igualdad y contra la violencia de género. Está concebido como un espacio abierto y libre, al que se puede acceder durante el horario de apertura de la biblioteca.

Esta es una iniciativa de la Concejalía de Igualdad del Ayuntamiento de Logroño, que sido financiada con fondos del Pacto de Estado contra la Violencia de Género. La aplicación de la dimensión de género en las políticas públicas ha provocado, en este caso, la conexión tan necesaria entre Cultura e Igualdad, y que ha servicio de buena práctica en materia de igualdad para otras bibliotecas de la región que se han aproximado para adaptar esta idea a sus realidades.

El nombre de esta sala de trabajo y lectura hace referencia al libro de la escritora Virginia Woolf, “Una habitación propia”, en el que reivindica la voz de las mujeres, su derecho a tener un espacio propio donde poder desarrollarse plenamente y en libertad.

Nuestro enfoque principal es el de crear un espacio diferente de lectura y consulta, también de investigación y formación especializada, acerca de la mujer, las nuevas masculinidades, la diversidad o la violencia contra las mujeres, entre otros muchos temas.

Lo que esperamos y deseamos realmente es que se convierta en un espacio transformador y sensibilizador a toda la sociedad sobre la violencia contra las mujeres y el daño que produce la desigualdad de género.

Desde nuestro punto de vista, el entorno bibliotecario se constituye como un agente clave en esta labor porque nos facilita la planificación de actividades entorno a los libros y la lectura que lo definan y configuren como un punto de encuentro y de intercambio de conocimientos a través de la programación de talleres, charlas, proyecciones, clubes de lectura feminista. Propuestas, todas ellas, procedentes tanto desde la propia biblioteca y el Área de Igualdad del Ayuntamiento de Logroño, como de los ciudadanos y ciudadanas y colectivos sociales y culturales de Logroño.

Nos gustaría saber cómo recibisteis y sentisteis la noticia de ser ganadores del Sello.

El premio nos llegó en medio del confinamiento por el coronavirus, así que nuestra primera sensación fue la de una ola de aire fresco que reubicó nuestra mente directamente en ese espacio tan bello y agradable que habíamos creado hace menos de un año y al que no podíamos ir.

Esta estupenda noticia nos recordó que la biblioteca estaba viva e inmersa en un momento de cambio y transformación con un compromiso firme por ser una biblioteca inclusiva, abierta y hospitalaria; que, además, refuerza nuestra colaboración con el Área de Igualdad del Ayuntamiento de Logroño, y lo consolida como instrumento de desarrollo de políticas de igualdad y prevención contra la violencia de género en el ámbito local.

Aunque este año las circunstancias son especiales, hasta ahora ¿os ha repercutido de algún modo …?

Por supuesto que sí, nos hemos esforzado mucho por mantener el espíritu de “Una habitación propia” vivo y hemos mantenido la cita del Club de Lectura feminista a través de videoconferencias que, además, se han intensificado durante estos meses de encerramiento. Esto nos ha permitido estar muy activos en las redes sociales y en los medios de comunicación local que, todos ellos, en cuanto conocieron del resultado nos felicitaron y apoyaron. Desde aquí nuestro más sincero agradecimiento al Balcón de Mateo, al periódico La Rioja, Rioja2, Nueve Cuatro Uno; y otros medios de comunicación que nos han seguido y felicitado.

Desde el primer momento, “Una habitación propia” ha tenido una muy buena acogida por parte de los vecinos y vecinas del municipio de Logroño; las asociaciones vecinales; así como por los medios de comunicación. Sin duda, recibir el Sello CCB se ha traducido, especialmente, en un aumento de la comunicación con personas, colectivos e instituciones referentes en la lucha por la igualdad se han puesto en contacto con la biblioteca para colaborar y llenar de contenido este espacio abierto y libre.

¿Qué le diríais a aquellas bibliotecas que están indecisas a la hora de presentar sus proyectos a la próxima convocatoria del Sello CCB?

Presentar proyectos sobre las iniciativas educativas y culturales que desarrollamos en las bibliotecas es una forma de enmarcar y consolidar acciones que merece la pena dar a conocer ya que la capacidad de actuación de las bibliotecas se logra a través del esfuerzo colaborativo que desarrollamos entre todas. Además, centrándonos en proyectos relacionados con la igualdad de género, es muy necesario para visibilizar el papel que juegan las mujeres en el desarrollo de nuestras sociedades.

Indudablemente, nos hemos animado a participar porque otras bibliotecas lo han hecho antes que la nuestra y nos han servido de referencia. Nuestro proyecto de “Una habitación propia” es un proyecto de la Biblioteca Rafael Azcona que tiene un poco de todos aquellos proyectos bibliotecarios previos que han merecido este reconocimiento por su calidad y que mejoran, por lo tanto, la calidad de todas las bibliotecas públicas y su tan necesaria visibilidad social.

Desde el Consejo de Cooperación Bibliotecaria, agradecemos la colaboración de María Esther para la elaboración de esta entrevista y damos de nuevo la enhorabuena a todo el equipo por el desarrollo de esta iniciativa.

One thought on “Entrevistamos a María Esther Felipe para conocer el proyecto “Una habitación propia”, ganador del sello CCB 2019

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *