Viven en la Biblioteca Regional de Murcia

La Biblioteca Regional de Murcia estrena cuenta en Instagram con la campaña #VivenenlaBRMU

Con motivo del lanzamiento de su nuevo perfil en esta red social, la Biblioteca Regional de Murcia (BRMU) sorprende a sus seguidores con divertidas instantáneas de sus bibliotecarios, con famosos rostros que invaden las instalaciones de la biblioteca en las actividades cotidianas de la misma.
Así nos cuentan cómo surgió la idea de esta campaña:

Tomar la decisión de abrir una cuenta en Instagram requería de una reflexión previa (¿qué podemos aportar?, ¿realmente merece la pena?, ¿vamos a conseguir atraer más público?). Dudas y cuestiones que siempre te asaltan a la hora de abordar un nuevo proyecto. Si Instagram es la red de la imagen, de la inmediatez absoluta, de la fugacidad, teníamos que idear una campaña que actuase como una expresión de lo que queremos decir al respecto, casi como si de un manifiesto se tratase.

Ni Marshall McLuhan, ni siquiera Andy Warhol, si alguien debería erigirse como profeta de nuestro tiempo esa sería Mary Poppins. “Con un poco de azúcar esa píldora que os dan” describe a la perfección el momento que estamos viviendo. Una vez desacralizada la cultura, para “vender” nuestro producto, las bibliotecas tienen que jugar (y el uso del verbo jugar no es nada fortuito en los tiempos de la gamificación) con las reglas con que se juega ahora pero aprovechando para subvertirlas siempre que podamos. Que para eso tenemos un bagaje de siglos como instituciones culturales. Que el personal de la BRMU se fotografíe con caretas y poses características de personalidades fallecidas de los más diferentes ámbitos es una manera de homenajear, con un punto de ironía, esa cultura que pervive siempre en las bibliotecas.

Con la campaña #VivenenlaBRMU queremos reivindicar el papel fundamental de las bibliotecas como instituciones que luchan contra la cultura de escaparate que impera en nuestros días. Esa cultura de la inmediatez que hace que todo producto cultural caduque en cuestión de semanas; impidiendo en muchos casos que nuevas generaciones disfruten de genios como los Hermanos Marx, de autores como Charles Bukowski, o de estrellas como Greta Garbo. Y precisamente lo hacemos en la red social de la inmediatez y la caducidad por excelencia: Instagram. El eslogan que hemos elegido para la campaña lo deja claro: “Que las leyes del mercado no sean las que marquen tu dieta cultural”. Si queremos ciudadanos libres tendremos que fomentar su independencia y criterio.

¿Cuál será el siguiente paso en esta campaña? Probablemente deberíamos atender a los usuarios con caretas y así, cada uno podría elegir si quiere que, por ejemplo, le ayude a buscar un libro Michel Foucault o Lola Flores. ¿Disparate? En fin, cosas más raras se ven por las redes en el día a día.

Aquí podemos ver algunas imágenes de cómo se desarrolló la realización de fotografías: Cómo se hizo la Campaña #VivenenlaBRMU.

Pero esta no es ni mucho menos la primera acción que desarrolla la biblioteca en medios sociales, ya que cuentan con una gran experiencia:

La BRMU mantiene activas actualmente cuentas en Facebook, Twitter, Blogger y acaba de inaugurar cuenta en Instagram. El planteamiento a la hora de abordar la comunicación y proyección del centro a través de las redes ha sido la de transmitir un concepto de biblioteca pública que conecte con las inquietudes y transformaciones que estamos viviendo. Situamos al blog en el centro de esta estrategia.

La idea fue la de montar un relato, una narración transmedia que se ramificase luego en las redes y promoviera una imagen de la biblioteca como un centro cultural cambiante, abierto a diferentes sensibilidades y colectivos. No nos servía como un simple tablón de anuncios de las actividades de la biblioteca. Había que generar debate, tomar partido, demostrar que desde una biblioteca se puede hablar de todo, implicar al público (usuario o no de la biblioteca) en cuestiones culturales, divertir, sorprender y motivar. ¿Cómo se consigue todo eso? abordando el relato como si de un diario se tratase con un estilo propio muy definido, para lo bueno y para lo malo y que ha conseguido no pasar desapercibido. Actualmente el blog se encuentra en un proceso de replanteamiento, siendo Facebook, Twitter, y ahora, Instagram, las que concentran la proyección en Internet de la BRMU.

Uno de los logros de esta estrategia ha sido conseguir que los propios seguidores de la BRMU en las redes se conviertan en prescriptores de sus colecciones y servicios. Con el hashtag #SieresdelaBRMU, usuarios de la BRMU se han implicado activamente y comparten continuamente fotografías, opiniones, comentarios en Twitter de lo que se prestan, de lo que les gusta, y también de lo que les gustaría para la BRMU. De este modo conseguimos, poco a poco, lo que soñamos en un principio: crear una comunidad virtual en torno a la biblioteca que complemente y fomente a la física. Manteniendo una comunicación directa, informal y continua con nuestros usuarios, al tiempo que creamos imagen corporativa.

Desde el Consejo de Cooperación Bibliotecaria agradecemos la colaboración de Caridad Montero Díaz por toda la información facilitada y os invitamos a conocer y participar en éstas y otras muchas actividades que realiza la Biblioteca Regional de Murcia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *